Bienvenidos a Dermis Clinic

Horario : L - V: 9:00 am -7:00 pm / S: 9:00 am – 12:00 pm
  Contactos : +1 809 792 3323

Dermatología clínica

Comúnmente conocidos como “paños”, es una infección de la piel producida por un hongo  del género malassezia, que habitualmente forma parte de la flora normal de nuestra piel.

Se caracteriza por áreas blancas, oscuras o rosadas descamativos que afectan con más frecuencia la espalda o el tórax,  pero pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo.

Para que este hongo prolifere, hay factores predisponentes:

  • Sudoración excesiva
  • Calor
  • Humedad
  • Factores genéticos
  • Pieles oleosas
  • Inmunosupresión (VIH, diabetes)

Importante saber que no se considera una enfermedad contagiosa.

Diagnóstico: es básicamente a través de la revisión en una consulta y en algunos solicitará análisis de la piel.

El tratamiento puede ser vía tópica y/o oral, según sea el caso.

Trastorno inflamatorio crónico que afecta región centrofacial caracterizada por episodios de enrojecimiento transitorio, eritema persistente y telangiectasias.

Afecta con más frecuencia mujeres, con edad de inicio entre los 30 y 50 años, de piel clara (fototipos I y II).

Su causa aún no se conoce con exactitud, lo que si se sabe es que hay una respuesta aberrante de la vasculatura superficial de la piel que conduce a estos cambios en conjunto con factores ambientales.

Existe antecedentes de rubor (rojez) episódico de la cara en respuesta a líquidos calientes, alimentos condimentados, alcohol y exposición a la luz solar.

Algunos signos y síntomas:

Enrojecimiento facial

Piel muy sensible, sensación de ardor, descamación

Protuberancias rojas, inflamadas o con pus

Ojos rojos, resecos

Agrandamiento de la naríz (más frecuente en hombres)

Vasos sanguíneos dilatados en la cara.

Para el diagnóstico es necesario una evaluación minuciosa por parte de tu dermatólogo.

 

El Tratamiento no es curativo, lo que se busca es disminuir los signos y síntomas y evitar que empeore.

Enfermedad crónica que afecta la piel, que se caracteriza por la presencia de placas con escamas blancas de tamaño y localización variable.

Su causa aún no es clara, existe una predisposición genética  y  múltiples factores están asociados a su aparición.

Dentro de los factores desencadenantes están los traumas físicos, infecciones y cuadros de estrés.

Puede afectar niños y adultos, con igual incidencia entre el sexo femenino y masculino, apareciendo lesiones en cualquier parte del cuerpo incluyendo cuero cabelludo y uñas.

El diagnóstico es a través del examen físico durante la consulta dermatológica y se necesita de una biopsia de piel para su confirmación.

 

El tratamiento tiene como objetivo frenar los brotes, mejorando así la calidad de vida del paciente. Existiendo múltiples opciones terapéuticas, de forma tópica y sistémica, la cual es individualizada según la necesidad de cada paciente.

Es una enfermedad producida por la invasión de ciertos hongos en las uñas de las manos y/o los pies.

Principal enfermedad que afecta uñas, representa el 30-50% de todos los trastornos ungueales.

Su incidencia ha aumentado en los últimos años, se cree que se debe principalmente al uso de zapatos oclusivos con frecuencia, y en la mujer abrasiones directas durante el manicure y uso de uñas acrílicas.

Afecta principalmente adultos y las uñas de los pies sobretodo la del primer dedo.

El diagnóstico podría ser evaluando al paciente y notando cambios en las uñas, sin embargo, al existir otras causas de cambios en las uñas y diferentes hongos que lo causan es necesario realizar un examen de las uñas y determinar el agente causal.

El tratamiento depende del tipo de hongo que esté afectando la uña, su extensión y factores individuales de cada paciente.

 

Es una afección de la piel que hace que una o más áreas de la piel se oscurezcan y se vuelvan más gruesas.

Las personas que la padecen creen erróneamente que es por el sol, mala higiene o una condición heredada.

Lo importante es saber qué puede ser una señal de advertencia de un problema de salud que requiere atención médica, pues es necesario realizar analíticas y evaluaciones en  busca de la causa para instaurar el tratamiento adecuado.

Las venas de las piernas cuando están sanas poseen válvulas en su interior que empujan la sangre hacia el corazón, pero cuando estas válvulas se debilitan, la sangre se queda acumulada y aparecen las arañas y venas varicosas.

Factores de riesgo:

  • Herencia
  • Personas que se sientan o permanecen de pie por largos períodos
  • Edad
  • Embarazo
  • Efectos hormonales

Algunas venas varicosas pueden llevar a complicaciones como formación de un coágulo de sangre o úlceras en las piernas.

Antes de decidir el tratamiento es importante una evaluación clínica y determinar la necesidad de otros exámenes.

El tratamiento

Ejercicio

Eleva tus piernas

Si permaneces sentado por mucho tiempo; Levántate y camina cada 30 minutos y si estas de pie pues toma un descanso cada 30 minutos.

Medias de compresión: estas medias aplican una presión constante para ayudar a mover la sangre de regreso a su corazón. Las medias son personales, porque el tamaño y la cantidad correcta de presión, varía de un individuo a otro.

Escleroterapia: Que son las inyecciones de las venas y es considerado el tratamiento más común que permite eliminar las arañas vasculares y varicosas.

Esta es una enfermedad de la piel muy común que causa lesiones en piel de color rojizo, grasiento y con unas escamas blancas, y puede producir comezón.

Formas de presentación

En adultos y adolescentes aparece con más frecuencia en: Cuero cabelludo, orejas, cejas, centro de la cara, párpados, parte superior del pecho y de la espalda.

Bebés: Se forma una escama amarillenta, grasosa, adherida al cuero cabelludo y se conoce como costra láctea.

Otras áreas que puede afectar en los bebés son: cara, generalmente en los párpados, alrededor de la nariz o las orejas y en algunos puede afectar el cuerpo.

Causa:

Multifactorial: pero puede incluir la levadura que normalmente vive en nuestra piel, factor genético, vivir en un clima frío y seco, ciertos medicamentos, el estrés y la salud general de una persona.

Diagnóstico

Se realiza con la historia clínica y examinar la piel del paciente, en ocasiones se puede necesitar otros exámenes complementarios.

Tratamiento:

Varía con la edad y el lugar donde aparecen las lesiones.

El plan de tratamiento incluye Champús, o medicamentos tópicos y/o cremas para la reparación de la barrera protectora de la piel.

El dermatólogo crea un plan de tratamiento para satisfacer sus necesidades. Automedicarse o usar un tratamiento con más frecuencia o por más tiempo de lo recetado puede causar efectos secundarios.

 

Es una condición médica de origen auto inmune; es decir, que el cuerpo ataca por error sus propios melanocitos (las células que dan color a nuestra piel, cabello y otras áreas del cuerpo como el oído interno o parte interna del globo ocular).

Lo que hace que el cuerpo ataque a estas células no se determinado completamente, y es un error pensar que estas manchas están asociadas a problemas del hígado.

Está asociado con otras enfermedades siendo la enfermedad tiroidea autoinmune (la más frecuente), alopecia areata, anemia perniciosa, diabetes mellitus, artritis reumatoide y lupus eritematoso sistémico.

El vitiligo produce manchas blancas que pueden ser localizadas o diseminarse a diferentes áreas en un periodo de tiempo variable.

Si existe una lesión sospechosa de vitiligo se examina cuidadosamente todo el cuerpo para determinar la extensión, se realizan analíticas y se puede realizar una biopsia para confirmar el diagnóstico.

Es una condición cuyo tratamiento puede ir encaminado a lograr recuperar el pigmento o realizar una despigmentación (en casos en los cuales es muy extensa la pérdida de color).

 

El tratamiento es individualizado, pues dependerá de su estado general de salud, edad y del lugar donde aparezca el vitiligo en su cuerpo.

Es un problema de piel común que provoca manchas marrones generalmente en la cara a nivel de mejillas, nariz, frente, barbilla y por encima del labio superior y en otras áreas como el torax anterior y antebrazos.

Puede aparecer en ambos sexos, pero es más común en mujeres.

Las causas pueden ser variadas incluyendo: exposición solar, efectos hormonales, productos cosméticos e incluso algunas enfermedades internas.

El tratamiento es individualizado, pero la base es una buena protección solar y medicamentos que bloqueen la producción del pigmento (color que produce las manchas).

Bajo el cuidado de un dermatólogo, el tratamiento del melasma tiene un buen resultado. Se toma un tiempo variable entre pacientes para ver una mejoría.

 

Después de que el melasma mejore se debe seguir tratando su piel con una terapia mantenimiento.

Las estrías aparecen cuando hay un cambio en la piel, generalmente distensión que hace que el colágeno y la elastina, que sostienen nuestra piel, se rompan.

Estrías se aparecen con mayor frecuencia en:

  • Crecimiento durante la pubertad.
  • Embarazo
  • Pérdida y ganancia rápida de peso
  • Entrenamiento con pesas y rápido crecimiento muscular.
  • Uso de esteroides tópicos
  • Otros factores que se han asociado: variaciones en los niveles hormonales o predisposición familiar.

Cuando aparecen las estrías por primera vez, tienden a ser rojas, rosadas, marrón rojizas o marrón oscuro, según el color de su piel. Las estrías tempranas pueden sentirse levemente elevadas y pueden causar picazón y posteriormente cambian a un color más claro tornándose como bandas blancas.

No existe un tratamiento que funcione igual para todos y si estás embarazada o amamantando, es necesario consultar antes de tratarlas con productos de venta libre, pues algunos  productos contienen ingredientes, que pueden hacerle daño al bebé.

El tratamiento que hay que realizar tratamientos combinados (medicamentos de uso en casa y tratamientos en el consultorio) en etapas tempranas.

Los siringomas son lesiones benignas, que se originan de las glandulas sudoriparas (las que producen sudor), y es más frecuente en mujeres.

Aparecen mayormente alrededor de los ojos, aunque tambien pueden afectar los antebrazos, muñecas, dorso de los dedos y region genital.

Por lo general las lesiones no dan sintomas.

El diagnóstico es a través del examen físico, y en ocasiones se confirma con una biopsia.

Existen diferentes opciones de tratamiento y por lo general se tratan por la preocupación estética.